Diseñando el Design Research: ¿Qué técnica es la idónea?

La elección de una técnica de investigación en diseño puede parecer un ejercicio sencillo, sobretodo viendo que la mayoría de los proyectos y casos que se encuentran en Internet utilizan básicamente las entrevistas y la etnografía. Sin embargo, tras varias experiencias de construcción de árboles de selección de técnicas en los que plasmamos qué técnica es más conveniente en cada etapa del proceso de diseño he llegado a las siguientes conclusiones para explicar por qué resulta tan complejo en realidad el diseño de una investigación:

  • La gran cantidad de técnicas de investigación que existen en el ámbito del diseño dificulta la elección de la idónea.
  • El hecho de la elección de una técnica dependa tanto del momento del proyecto, como de las limitaciones (recursos y/o tiempo) y los objetivos del mismo también añade dificultad al diseño de la investigación. Por ejemplo, si queremos saber dónde encaja un nuevo producto de limpieza que estamos diseñando en el día a día de nuestros potenciales usuarios podemos utilizar diarios de uso para investigar esto, pero si se trata de un producto que ya existe y cuyo uso no tiene una frecuencia de uso determinada los diarios ya no serán la técnica más idónea.

Dicho lo anterior, un buen investigador para diseño debe conocer todo el abanico de posibilidades que tiene para el planteamiento de un proyecto y ser flexible a hora de incluirlas en su definición inicial del mismo. No tener formación o experiencia en todas las técnicas no es una barrera siempre y cuando se hayan desarrollado las habilidades necesarias como investigador: empatía, extrañamiento, síntesis, análisis, etc.

El punto de partida más sencillo que he encontrado para explicar cómo elegir una técnica se encuentra en este artículo de Christian Rohrer, y aunque esté basado sobretodo en investigación para webs, las dimensiones que utiliza para plantear las preguntas que nos podemos hacer en un proyecto son válidas para todo tipo de investigación en diseño, en especial la diferenciación entre lo que las personas dicen y hacen (actitudinal vs. conductual).

El objetivo de investigar actitudes es entender, medir o informar el cambio de actitudes y esto se obtiene en gran parte basándonos en el discurso (Ej. Conocer la valoración de un concepto o idea).

El objetivo de investigar conductas es identificar patrones y/o detalles que normalmente se escapan al discurso y que pueden representar oportunidades para el diseño (Ej. Tests con usuarios para entender qué tan fácil o difícil de utilizar es una web).

Aquí os dejo algunos recursos interesantes para hacer apetito:

 

 

 

 

 

 

One thought on “Diseñando el Design Research: ¿Qué técnica es la idónea?

  1. Muy buen post, Grace.

    Poco que añadir, al máximo un recurso que me parece interesante, sobre todo por su carácter lúdico y propiciador de la exploración de técnicas y la incitación a la combinación libre en función de los objetivos del proyecto.
    Me refiero a las, ya clásicas, IDEO | Method Cards, como sabes una colección de técnicas, en formato carta, muy visuales, que pueden ayudar en el proceso de diseño de la investigación.

    http://www.ideo.com/work/method-cards/

    ¡Saludos!

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s